Al propietario de casi un centenar de semovientes se le salieron de los corrales donde los tenía guardados, por lo que en un principio presumió que se los habían robado y decidió reportarlo a los servicios de emergencia.
Sin embargo, más tarde los animales fueron localizados en otra propiedad ajena, a la que ingresaron tras provocar varios daños en el lugar.
Los hechos se registraron a las 14:00 horas cuando un vecino de la comunidad de San Antonio de los Martínez, en el municipio de Asientos, de nombre Ramiro, reportó que de unos corrales de su propiedad le faltaban 97 vacas, que al parecer le habían robado.
Fue hasta las 18:20 horas, cuando el propietario del rancho “La Curva”, reportó a los servicios de emergencia que en el interior se encontraban varias vacas que no eran de él, mismas que ya habían causado numerosos destrozos. Hasta ese sitio acudieron elementos del Mando Único de la Secretaría de Seguridad Pública del Estado, quienes se percataron que se trataban de los animales propiedad del señor Ramiro.
Una vez que se le dio aviso a esta persona, acudió junto con un grupo de sus empleados a recuperar las 97 vacas, además de que se comprometió a pagar los desperfectos causados por sus animales.