Por manipular sin precaución un arma de diábolos, un menor de edad se dio de manera accidental un tiro en la cabeza, por lo que resultó lesionado, aunque afortunadamente no requirió de ser trasladado a un nosocomio a recibir atención médica.
Los hechos se registraron a las 01:20 horas, en un inmueble ubicado en la carretera federal número 45 Norte, ya en territorio del municipio de Jesús María.
Hasta ese lugar acudieron elementos de la Secretaría de Seguridad Pública del Estado, tras recibir el reporte de que un menor se había lesionado con un arma de fuego.
Al hacer su arribo encontraron al afectado de 15 años de edad, quien sangraba profusamente a la altura de la región temporal del lado izquierdo, al sufrir una herida contusa.
Afortunadamente, se estableció que dicha lesión se la provocó con un arma de diábolos, por lo que fue atendido en el mismo lugar de los hechos por paramédicos del Instituto de Salud del Estado de Aguascalientes, sin que fuese necesario su traslado a algún nosocomio.
Cabe destacar que el mismo quinceañero comentó que momentos antes se encontró el arma de diábolos y comenzó a maniobrarla sin precaución, cuando repentinamente la accionó de manera accidental y sintió un fuerte golpe en la cabeza.