Staff
Agencia Reforma

CIUDAD DE MÉXICO.-El Canciller Marcelo Ebrard y el secretario general de la Organización de Estados Americanos (OEA), Luis Almagro, elevaron ayer los roces entre ese organismo y el Gobierno de México.
Por la mañana, el Secretario de Relaciones Exteriores se lanzó contra Almagro, a quien calificó como el peor secretario general que ha tenido la OEA en toda su historia.
“Nuestra opinión sobre su actuación es que es la peor o de las peores que ha habido en la historia de esa organización”, dijo en Palacio Nacional al ser cuestionado sobre la misión de observadores que envió el organismo para participar en las elecciones de este 6 de junio.
“(Almagro) ha actuado de manera reiterada sin consultar a los Estados miembros, actúa como si fuese autónomo, independiente o que él asume que no necesita consultar a los Estados miembros”, señaló.
Ya por la tarde, Almagro respondió a la crítica de Ebrard con una referencia al colapso de la Línea 12 del Metro.
“Le deseo que ninguna obra más que él haya hecho como Jefe de Gobierno de la Ciudad de México se derrumbe”, dijo el uruguayo cuando una conductora del canal NTN24 le preguntó sobre los dichos de Ebrard.
“¿Qué le hizo usted al Canciller de los mexicanos?”, le cuestionó la periodista tras citar las palabras del Secretario.
“Mi solidaridad con las víctimas de la línea de Metro”, agregó Almagro.
Asimismo, atribuyó las palabras de Ebrard a un eslogan que, dijo, utilizó el Canciller para evitar su reelección en el cargo, y señaló que otros piensan lo contrario.
“Esta mañana recibí dos notas felicitándome por la gestión que hemos desarrollado en los últimos seis años de la OEA, así que definitivamente me quedó con esos”, destacó.
En varias ocasiones, Ebrard ha dicho que Almagro toma decisiones de manera unilateral respecto a conflictos en America Latina.
De hecho, el Gobierno de México no apoyó la reelección de Almagro al frente de la OEA y apostó por María Fernanda Espinosa, quien no logró el respaldo de más naciones.