Un total de trescientos setenta y ocho desarrollos habitacionales, comerciales, de servicios, industriales y mixtos se encuentran registrados en la Secretaría de Desarrollo Urbano del Municipio de Aguascalientes, aparte se contabilizan otras 24 solicitudes en trámite ante la Seguot y la Sedum, los cuales estarán consolidándose en lo que resta del año.

Jaime Gallo Camacho, titular de la Sedum, señaló que esos proyectos representan inversiones significativas para la construcción de esa infraestructura y de las obras de urbanización, motivo por el cual se estará atento de que se cumpla con la normatividad, los trámites y las autorizaciones correspondientes.

La inversión sigue mejorando para el Municipio de Aguascalientes, ya que hace apenas unos meses y analizando los números de la pandemia por el COVID-19, un 25% de las empresas de los giros no financieros, de servicios y comerciales desaparecieron de modo permanente, pero también el proceso de recuperación ha sido rápido.

Durante el primer semestre de 2021, se habían creado un 16% de unidades económicas, esto quiere decir que a pesar de la contingencia sanitaria hay interés en invertir y por la posibilidad de acelerar la recuperación económica a pesar de las restricciones aplicadas.

Luego, consideró que en el municipio de Aguascalientes se ha abusado ya en la construcción de cotos residenciales, y es algo que preocupa a la Sedum, ya que el 80% de los desarrollos que se han autorizado últimamente responden a la figura del condominio.

Se entiende que la mayoría busque la gestión de este tipo de condominios en lugar de un fraccionamiento, ya que el primero es más fácil lograrlo, donde se exige que los vecinos se pongan de acuerdo para administrar los servicios y es más fácil el proceso de cierre de las obras, pero también va en detrimento de la convivencia entre los diferentes segmentos de la población, independientemente del nivel económico.

Los condominios hacen urbanizaciones cerradas y eso propicia problemas de movilidad y especialmente al poniente citadino, ya que tienen un solo acceso y se vuelve un caos vial para todas las personas que viven en esas zonas, es decir se hace una segregación social inducida con todos esos desarrollos autorizados, con efectos negativos para sus habitantes.

“De los 378 desarrollos, 180 son condominios, detalló el titular de la Sedum, quien dijo que este tema debe ser analizado desde el COTEDUVI, que es una legislación que debió actualizarse desde el 2018 y aun no se ha cumplido”, concluyó.