Rubén Torres Cruz
El Heraldo

Luego de que el Consejo Consultivo del Transporte fijara en conjunto con concesionarios una tarifa 9.50 pesos por pasaje, que será válida a partir del próximo 15 de diciembre, usuarios del transporte público expresaron su inconformidad, al calificar como un abuso el incremento recién anunciado, debido a las deficiencias del servicio.
Por medio de un sondeo realizado, El Heraldo pudo conocer las opiniones de los usuarios en torno al polémico tema. De manera general, coincidieron en que las autoridades estatales se equivocaron en permitir nuevos ajustes. Consideraron insuficiente el ingreso de nuevas unidades en algunas rutas, además de que creen conveniente ampliar el horario del servicio.
Alma, una estudiante universitaria, precisó que el incremento en el costo del pasaje tendrá repercusión en sus finanzas, pues aún cuando en su momento solicitó la tarjeta de descuento, no la pudo obtener por supuestas inconsistencias en la validación de datos.
Por lo anterior, debe pagar actualmente los 7.50 pesos de la tarifa actual que, multiplicado por dos camiones al día por un mes, da un total de 300 pesos. Con ello destinaría al menos 50 pesos más al mes. Contando un promedio de dos rutas al día.
Por su parte, Angélica, una ama de casa, externó su preocupación ante la nueva tarifa. Detalló que dos de sus tres hijos utilizan a diario entre cuatro a cinco camiones, significando un gasto cercano a los 40 pesos por día.
“Yo creo que es injusto que se dé un aumento de ese tipo. Los camiones casi todos están en malas condiciones, huelen mal y se tardan mucho. Sería bueno que las autoridades se subieran a las rutas para que comprobaran porque nada más los vemos en los camiones nuevos y piensan que el servicio es igual en todas las unidades”, expresó.
Cabe mencionar que el último incremento a la tarifa del servicio urbano fue hace tres años, siendo este ajuste el primero de la presente administración estatal.

¡Participa con tu opinión!