MADRID, España.- Bruce Willis se ha convertido en el blanco de las críticas por no respetar las medidas de seguridad contra el coronavirus. El actor ha sido expulsado de una tienda tras negarse a usar mascarilla y, tras revelarse esta información, ha pedido perdón públicamente.
Según Page Six, el intérprete entró en una farmacia de Los Ángeles sin mascarilla, algo que molestó al resto de clientes. Tal como relata la publicación, se negó a cubrirse nariz y boca “a pesar de llevar un pañuelo en el cuello que podría haberse subido fácilmente”.
Un empleado pidió a la estrella que abandonara el establecimiento, donde Willis fue fotografiado. El protagonista finalmente abandonó el lugar sin hacer sus compras.
El artista se convirtió en tendencia en Twitter y decidió disculparse públicamente. “Fue un error de juicio”, declaró a People. “A mantenernos seguros todos y sigamos llevando mascarilla”, agregó. (Cortesía Europa Press/Agencia Reforma)