Pérdidas hasta en un 50% en sus ventas registra el sector gasolinero en Aguascalientes, derivado de la contingencia sanitaria por el COVID-19, reconoció Omar Abarca Torres, presidente de Hidroamegas, A.C., quien señaló que, de acentuarse esta situación, tendrá un impacto directo en la plantilla de personal, con recortes de entre un 20 a un 25%.
El empresario gasolinero reconoció que actualmente este sector vive una situación muy difícil, que se ha acentuado en las últimas semanas al no haber tanta circulación de vehículos en calles y avenidas y que también se refleja en la carga de camiones urbanos, los cuales bajaron en un 60% su circuito, lo anterior, por el confinamiento de la gente en sus hogares además del paro de actividades en las escuelas por la contingencia.
Además, dijo que lo más complicado para el sector gasolinero es que vienen actualizaciones en los dispensarios, los cuales se dan con el tipo de cambio, el cual ahorita oscila en los 24.50 pesos y por cada dispensario deben invertirle entre 130 mil a 140 mil pesos de actualizaciones por bomba, lo cual les genera pérdidas importantes al no tener los mismos ingresos, ya que el 80% de las refacciones para las gasolineras vienen en dólares.
Abarca Torres señaló que si bien en la actualidad hay gasolina muy barata, la gente no tiene dinero para ponerle a sus vehículos, derivado de los paros parciales en muchas empresas y negocios. “La gente ya lo resintió. De por sí ya traíamos una posible recesión de 12 o 13 meses con 0% de crecimiento a nivel nacional y esto fue la gotita que derramó el vaso”.
Enfatizó que más que llegar al extremo de cerrar estaciones de servicio en el estado, lo que sí pudiera provocar sería el despido de la plantilla de personal entre un 20 a un 25%. Por lo anterior, el presidente de Hidroamegas A.C. consideró que el tema de la contingencia sanitaria por el COVID-19 fue muy mal manejada por el Gobierno Federal, y es lo que está provocando toda esta situación.
“Esperemos que los gobernantes hagan algo, no nomás por el sector gasolinero, sino toda la industria que tenemos que consumir equipamiento, refacciones en tipo de cambio-dólares, para buscar una manera que mitigue esas compras”.