La nutrición en los adultos mayores contiene características especiales y debe seguir un patrón que ayude a mejorar la calidad de vida de las personas durante esta etapa de sus vidas, destacó la geriatra Carolina Bernal López.

En el marco de la celebración del Día Mundial de la Alimentación que se conmemoró este 28 de mayo, la también integrante de la Asociación de Gerontología y Geriatría de Aguascalientes comentó que es necesario que los adultos mayores lleven una dieta adecuada para ayudarles a minimizar los riesgos de padecer ciertas enfermedades, por lo que es muy importante incluir diariamente todos los grupos de alimentos que aportan vitaminas y minerales.

Se recomienda:

  • Al menos dos raciones de verduras y hortalizas al día
  • Al menos tres raciones de frutas por día
  • De 6 a 8 vasos de líquidos en el día
  • Aumentar el consumo de fibra al día, entre 25 y 30 gramos que incluya cereales integrales así como frutas y verduras
  • Realizar 5 o más comidas al día combinando grupos de alimentos
  • Consumir carnes magras, pescados y mariscos
  • Incluir en la dieta frutos secos
  • Evitar el azúcar y los endulzantes
  • No abusar de las bebidas alcohólicas.

Se ha demostrado que el no beber abundantes líquidos afecta al rendimiento y la función cerebral de las personas de la tercera edad. Con la edad, el cuerpo pierde la capacidad de detectar la sed y por lo tanto, de mantener una adecuada hidratación.