Staff
Agencia Reforma

CIUDAD DE MÉXICO.- Sin licitación de por medio, Pemex entregó a dos de sus filiales un contrato para arrendamiento de transporte hasta por 37 mil 341 millones de pesos, el más cuantioso adjudicado directamente en el actual sexenio.
El contrato fue adjudicado el pasado 12 de noviembre a Pemex Desarrollo e Inversión Inmobiliaria (PDII) y a su filial III Servicios, esta última famosa por haberse hecho cargo, con múltiples irregularidades, de Estela de Luz, en el sexenio de Felipe Calderón.
Al ser empresas privadas, PDII e III Servicios no están sujetas a reglas de transparencia ni publican sus contrataciones en el portal de Pemex.
El monto de la adjudicación supera los 29 mil 984 millones de pesos del contrato, también sin licitación, adjudicado a la constructora ICA para el Tramo Cuatro del Tren Maya.
Los antecedentes de contratos como este indican que, por el monto, el servicio de transporte será para todo el país.
Rey Fernando Hernández Romero, subgerente de Contratación de Bienes y Servicios de la Refinería de Salamanca y de Pemex Logística, fue quien firmó el contrato, luego de que la cotización fue autorizada por Alejandro Jardón Torreblanca, Gerente de Contrataciones para Producción, Comercialización y Confiabilidad.
En la versión pública del documento no se aclara la vigencia del contrato ni las características de los vehículos que serán arrendados, o si las filiales privadas podrán a su vez subcontratar a otras empresas.
III Servicios fue la entidad por medio de la cual el Gobierno compró de emergencia 671 autotanques en Estados Unidos por 92 millones de dólares, para enfrentar la crisis de desabasto de gasolina por cierre de ductos en 2019.
En tanto, PDII está dedicada a construcción y proyectos inmobiliarios, pero también incluye entre sus servicios «otorgar en arrendamiento remolques y tracto camiones, remolques y semirremolques y convertidores dolly o similares, así como vehículos automotores en general».
En julio pasado, la Cámara Nacional del Autotransporte de Carga (Canacar) presentó un amparo contra Pemex Logística, acusando que se disponía a contratar a filiales de Pemex sin consulta previa al sector, como ordena la Ley de Cámaras Empresariales y sus Confederaciones.
Dicho procedimiento, según Canacar, afectaría a 180 empresas que tienen unos 3 mil 500 autotanques distribuyendo gasolina, diesel y otros petrolíferos en todo el país. Canacar desistió de su amparo el 8 de noviembre.

¡Participa con tu opinión!