Se agrava la crisis de los productores lecheros ante la disminución del precio de compra de sobrecupos de leche ofrecido por la industria pasteurizadora a solo 3 pesos por litro, dio a conocer el presidente de la Unión Ganadera Regional de Aguascalientes, Juan Pablo Franco Díaz.
«Resulta una burla que compañías industrializadoras estén ofreciendo contratos para la adquisición de leche bajo la condición de que los productores acepten el precio de 4 pesos por litro durante un lapso de hasta 3 años», lamentó.
El representante del sector lechero en Aguascalientes advirtió que se está dejando de pensar en que, si los lecheros desaparecen, saldrá más caro generar este alimento como modelo de negocio a través de importaciones.
Franco Díaz señaló que la regularización del precio de la leche fresca a un precio justo para los productores tiene como única esperanza que comience la temporada de lluvias, lo que representa la posibilidad de que los lecheros subsistan.
«Hasta que esto no suceda, los lecheros continuarán sobreviviendo con la venta de leche por debajo del costo de producción, con el riesgo inminente de que más centros de producción de leche terminen por cerrar actividades», enfatizó.
Las empresas pasteurizadoras mantienen inventarios de leche deshidratada importada del extranjero y están imponiendo los precios de compra de leche de manera arbitraria, subrayó.
Franco Díaz apeló a la concientización de la industria sobre el balance del negocio y el cuidado hacia el futuro de la obtención de su materia prima, que a la postre les resulte perjudicial a todos los involucrados en esta cadena productiva.