La presidenta de la UNPF, Gabriela Ávila Cabrera, hizo un llamado a los padres de familia para estar atentos y no inscribir a sus hijos en posibles escuelas –patito-, de cara al siguiente ciclo escolar 2021-2022, sea en los niveles educativos de primaria, secundaria, prepa y superior, “hay que asegurarse que las instituciones tengan los RVOES o los permisos oficiales correspondientes”.
Ante la pandemia por el COVID-19, dijo que a nivel nacional comenzaron a surgir muchas instituciones prestando sus servicios educativos y carreras exprés, y ante ello los papás deben extremar precauciones para no salir sorprendidos y es necesario consultar la página de la SEP responsable de emitir los Rvoes, facultando así a que las escuelas puedan operar.
Agregó que los papás deben ser los primeros en analizar en cual escuela particular van a inscribir a sus hijos, y a la que elijan deben pedir los registros pertinentes para confirmar la información, si les dicen que los permisos se encuentran en trámite ante la autoridad, entonces deben ser recelosos, porque la obtención del RVOE puede llevarse mucho tiempo y los estudiantes no tendrán acceso a un certificado de estudio.
Es importante que los padres de familia denuncien ante el IEA o la delegación de la SEP en Aguascalientes a las escuelas –patito- que aquí puedan detectarse, porque estas instituciones crecieron a lo largo de la pandemia en el país y esta entidad no se encuentra ajena, motivo por el cual se deben extremar precauciones, solicitó la tambien vocera de la UNPF, Gabriela Ávila.
Las mamás y los papás deben enterarse bien de la escuela particular a la cual quieren llevar a sus hijos, lo más trascendente es inscribirlos a una institución que cumpla con la normatividad vigente y existe el apoyo de la Secretaría de la Educación Pública para resolver ese tema que ha ido creciendo en el último año.
Además, la SEP debe encargarse de perseguir a las escuelas irregulares, porque esas sólo crean problemas a los estudiantes que confían en ellas y al final de su jornada de estudio se encuentra que no tienen validez oficial al no haber obtenido los reconocimientos de validez oficial correspondientes.