Llama Sector Salud a no descuidar las medidas sanitarias y a solicitar atención médica ante los primeros síntomas del COVID, ya que puede ser la diferencia entre la vida y la muerte.

“Salvar vidas sigue siendo el principal objetivo, por ello la ampliación de la capacidad hospitalaria es sólo una de las estrategias que ayuda a tener previsión ante la emergencia sanitaria”.

Aguascalientes destaca como el tercer estado con la tasa de letalidad más baja del país, así como el cuarto en cuanto a la estrategia de aplicación de pruebas, las cuales se llevan a cabo en 1,582 personas por cada cien mil habitantes.

Se confirma la presencia del SARS-CoV-2 en 6 mil 510 pacientes desde que inició la pandemia, con 386 decesos.

“Es fundamental el uso de cubrebocas en todo espacio público o compartido con otras personas, el lavado constante de manos, la aplicación de gel antibacterial, así como una pronta atención médica en caso de presentar síntomas respiratorios, fiebre o malestar general, pueden hacer hoy la diferencia entre la vida y la muerte”.

Asimismo, brigadistas de la Secretaría de Salud visitan tianguis y mercados para llevar a cabo también la aplicación de pruebas rápidas de detección de VIH/SIDA, sífilis y gonorrea.

Diariamente, los brigadistas acuden a zonas con mayor flujo de personas, para que sin costo alguno la población en general acuda de forma voluntaria a realizarse las pruebas.

La aplicación de pruebas rápidas COVID-19 se llevará a cabo de forma permanente, para llegar al mayor número posible de personas; y en una próxima etapa también estarán visitando centros comerciales y empresas.

“Con este tipo de estrategias la ciudadanía tiene acceso a los servicios médicos y sobre todo a las pruebas rápidas gratuitas para detectar no sólo la presencia del virus SARS-CoV-2, sino también algunas enfermedades de transmisión sexual”, destacó la responsable del área del ISSEA, Claudia Angélica Barrera Juárez.