GUADALAJARA, Jalisco.- Vicente Fernández finalmente dejó ayer el hospital donde se encontraba internado por una infección en la vías urinarias.
Vistiendo ropa deportiva, con cubrebocas, de buen semblante y ánimo, “El Charro de Huentitán” salió alrededor de las 11:45 del nosocomio, a bordo de una camioneta Range Rover acompañado de su esposa Cuquita y su asistente Juan José Martínez.
El ícono mexicano fue interceptado a sus salida del inmueble por los medios de comunicación, aunque sólo pronunció una breve frase para agradecerle al público que estuvo preocupado por él.
“Muchas gracias por preocuparse por mí”, manifestó.
Tras el vehículo donde partió Vicente Fernández, salieron tres camionetas en caravana con guardaespaldas; en una de ellas también iba Vicente Fernández Jr.
“Chente” fue dado de alta a las 9:00 horas de ayer y una hora más tarde aproximadamente, recibió una última revisión general y la autorización definitiva de su médico de cabecera, Roberto Esquivel.
Vicente Fernández, de 81 años, fue internado el martes por la mañana en un hospital privado de Guadalajara luego de presentar algunas molestias gastrointestinales y fiebre.
Al cabo de varios estudios, le fue detectada una infección en las vías urinarias.
Ahora que fue dado de alta, el líder de la dinastía Fernández deberá seguir recomendaciones en casa como parte de su tratamiento de recuperación, como algunos ejercicios de respiración y caminatas. (Lorena Jiménez/Agencia Reforma)