CDMX.- Andrea Legarreta explotó ante los cuestionamientos sobre el amorío que su esposo Érik Rubín tuvo con Salma Hayek y presumió junto a El Escorpión Dorado.
“Chicos, ¡en buena onda!, no se pongan de investigadores privados, como si qué, imagínate nosotros con 21 años de casados, y que él sepa que va a poner en riesgo algo y que va a generar algo malo…
“Son situaciones que hemos platicado, nos hemos reído juntos, nos divertimos, todos lo sabemos y no dijo absolutamente nada malo, ni dijo nada que perjudique a nadie ni nada”, aseguró frente a varios medios.
Aseguró que no hay ninguna mala intención en él. (Staff/Agencia Reforma)