Una victoria en 23 años era lo que tenía la albiceleste en territorio boliviano dentro de las eliminatorias que dejaba en claro que La Paz es uno de los escenarios más complicados para Argentina, que desde 2005 con Pekerman al frente del equipo no conseguía una victoria. Esa racha terminó este martes luego de un triunfo valioso comandado por Lautaro Martínez que demostró que está preparado para tomar las riendas de ser el centro delantero argentino en la selección de Scaloni.
Sin embargo, el panorama se comenzó a complicar temprano para Argentina que sigue sufriendo a la defensiva. La muestra llegó al 24′ de acción cuando desde la izquierda ante la mala marca, el jugador del Puebla Alejandro Chumacero metió centro para Marcelo Martins que ante la mirada tanto de Nicolás Otamendi como de Lucas Martínez -los centrales de Argentina-, metió testarazo secó que dejó sin chances a Armani abriendo la pizarra para Bolivia.
Los fantasmas comenzaron a aparecerse en el lado argentino que ponía en peligro los tres puntos. A pocos segundos de culminar la primera parte, una escapada de Exequiel Palacios permitió a Lautaro Martínez entrar al área peleando con dos defensores, el delantero perdió la pelota, pero siguió peleando y cuando la defensa trató de despejar el balón le pegó a Martínez, terminando al fondo de las redes e igualando el marcador.
En el complemento Argentina tomó un poco más de confianza comandados por Lionel Messi que estuvo participativo al momento de pedir la bola. Fue precisamente Messi quien rompió la defensa boliviana con un gran pase hacia Lautaro Martínez que abrió la pelota para la llegada de Joaquín Correa, el jugador de la Lazio definió de zurda ante el arquero rival, dándole la vuelta al partido que terminaría siendo suficiente para que Argentina triunfara 1-2 en La Paz, rompiendo con una racha negativa.
Con este resultado Argentina tiene un gran arranque de eliminatorias sumando seis puntos de seis disputados, colocándose en la cima de manera pronta permitiendo a Scaloni trabajar tranquilo, algo que no ha sido posible en eliminatorias pasadas. En noviembre se reanudarán las eliminatorias de Conmebol con la albiceleste recibiendo a Paraguay en la tercera fecha y visitando a Perú en la cuarta jornada, dos partidos que si bien son cerrados los dan como favoritos.