Comerciantes y vecinos colindantes al Río San Pedro, en el tramo que cruza el municipio capital, solicitaron la intervención de las autoridades para atender el cauce que se está convirtiendo en un foco de infección para niños y adultos de aquella zona de la ciudad.
Y es que a pesar de que en múltiples ocasiones han solicitado el apoyo de la Proespa y de la Secretaría de Sustentabilidad Medio Ambiente y Agua en busca de alguna solución, reclaman que han sido ignorados.
Humberto Martínez Guerra, presidente de la Cámara Nacional del Comercio en Aguascalientes, detalló que en las últimas semanas ha recibido peticiones de comerciantes afiliados para que interceda ante las autoridades, luego de que la falta de atención en el Río San Pedro genera de malos olores, presencia de moscos y fauna nociva.
Desesperado ante la nula respuesta, Martínez Guerra exhortó al Gobierno para que tome cartas en el asunto, al convertirse aquella zona en un lugar de peligro, pues aseguró incluso empresas realizan descargas de agua no permitidas por la ley, pero tampoco supervisadas por ninguna dependencia.
“Este problema de las malas condiciones del Río no es nuevo, lo preocupante del asunto es que tenemos que llevar a las autoridades casi de la mano, pareciera que no se dan cuenta de la problemática en esa zona”, indicó.