Natalia Vitela e Iris Velázquez
Agencia Reforma

CIUDAD DE MÉXICO.- La escasez de propofol y midazolam, anestésicos necesarios para intubar a pacientes Covid-19 y controlar el dolor ha sido reportado por personal del Insabi e incluso Pemex y de secretarías de salud de Tamaulipas, Chihuahua, Jalisco y Veracruz.
Anestesiólogos de hospitales de Guadalajara, denunciaron falta de dexme, propofol, midazolam y buprenorfina para mantener a los pacientes sedados, e integrantes de YoSoy17 acusaron a través de redes sociales: “Confirmo, ayer hice guardia en UCI y efectivamente, no hay sedantes ni analgésicos opioides”.
Personal del Hospital General de Zona Número 29 del IMSS, en Aragón, y del 27, en Tlatelolco, reportó que entre la semana pasada y la actual han faltado anestésicos.
Por otra parte, Andrés Castañeda, coordinador del Colectivo Cero Desabasto, confirmó que desde el inicio del mes tienen denuncias de falta de midazolam y profofol pero también de vecuronio, tiopental y fentanilo.
Destacó que las denuncias son menos que en el segundo pico, pero apunta, “los reportes que llegan aquí son como la punta del iceberg, si están llegando aquí es porque antes, las personas ya agotaron muchas de las vías”.
En esta tercera ola, dijo, la mayoría son en Insabi y Pemex en Tlaxcala, Chihuahua y Tamaulipas.
De acuerdo con Castañeda, estas denuncias corresponden de profesionales de la salud y muchos tienen miedo a reportar por las represalias y las amenazas que reciben de las autoridades hospitalarias.