El magistrado Rigoberto Alonso Delgado resultó reelecto presidente de la Sala Administrativa del Poder Judicial del Estado y permanecerá al frente de esta instancia hasta el año 2020.
En sesión privada del pleno, convocada por el propio presidente, de acuerdo al Articulo 8° del Reglamento Interior que rige la operatividad de esta sala, su puso a consideración su interés por continuar en el cargo al cumplirse su primer periodo el próximo lunes 22 de octubre.
Su planteamiento fue valorado por sus homólogos, Alfonso Román Quiroz y Enrique Franco Muñoz, quienes también expresaron su deseo de contar con el respaldo para asumir la presidencia de este cuerpo colegiado.
No obstante, el acuerdo al cabo de la sesión fue avalar el deseo del magistrado Alonso Delgado para dar continuidad a la labor que viene desarrollando al frente de la Sala Administrativa desde octubre del 2016.
En entrevista, expresó su agradecimiento por el respaldo que le confirieron sus compañeros magistrados para dar continuidad al trabajo que se ha desplegado en materia de justicia administrativa durante los últimos dos años.
Destacó que a seis años de su creación como instancia colegiada, la Sala Administrativa está cumpliendo a cabalidad su función de máxima autoridad jurisdiccional en la materia contencioso administrativo.
Consideró que se ha consolidado como órgano especializado, autónomo e independiente es sus decisiones y resoluciones que emite para dirimir las controversias de carácter administrativo y fiscal, que se suscitan entre autoridades estatales, municipales y de organismos descentralizados y otras personas, en funciones de autoridad, con los particulares.
El reto más reciente es la incorporación de facultades en materia de combate a la corrupción, establecidas en la constitución local y la ley de responsabilidad, por lo que afianzará su actuación en la resolución de recursos sobre este tema.