Durante la colocación de la primera piedra de la planta Kurabe, en el Parque Industrial San Francisco IV, el gobernador Martín Orozco externó su beneplácito por la instalación de la unidad de producción de dicha firma japonesa fabricante de asientos y volantes. La inversión de la empresa japonesa es de 35 millones de dólares. La planta, habrá de dar trabajo a 1,500 empleados. El mandatario destacó “la buena relación entre el Gobierno del Estado y los empresarios japoneses” durante casi cuatro décadas.

¡Participa con tu opinión!