Abel Barajas
Agencia Reforma

CIUDAD DE MÉXICO.- El empresario Alonso Ancira, ex dueño de AHMSA, fue presentado anoche ante un Juez en el Reclusorio Norte para ser imputado por lavado de dinero en el caso Agronitrogenados, debido a presuntos sobornos por 3.5 millones de dólares que entregó a Emilio Lozoya a cambio de la compra de una planta chatarra.
El empresario fue extraditado desde Mallorca y llegó a México en un avión de la FGR, y luego fue trasladado al Reclusorio Norte. Pilotos consultados estimaron que el costo por hora de vuelo es de aproximadamente 102 mil pesos.
Así, las 25 horas de vuelo entre México-España, y de regreso, requirieron un gasto de 2.5 millones de pesos, sin contar los costos de servicios aeroportuarios, sobrevuelos y cruces.
Ancira es acusado de pagar 3.5 millones de dólares a Emilio Lozoya a cambio de la compra de la planta chatarra.