Al haberse aprobado los lineamientos definitivos para la revocación de mandato, confirmándose que la votación se llevará a cabo el 27 de marzo del año entrante, el Instituto Nacional Electoral tendrá que iniciar con el registro de los promoventes de este proceso, en tanto que la recolección de firmas será del 1º de noviembre al 15 de diciembre de este año.
Así lo dio a conocer el vocal ejecutivo del INE en la entidad, Ignacio Ruelas Olvera, quien manifestó que a partir de ayer, 1º de octubre, se inició con el registro de las personas o grupos que deseen constituirse como promoventes de la recopilación de firmas de apoyo de la ciudadanía, para solicitar la Revocación de Mandato del Presidente de la República electo para el periodo 2018-2024.
Comentó que el registro o aviso de intención se deberá dirigir al Consejo General del INE y ser entregado a más tardar el 15 del mes en curso, en las oficinas de la Dirección Ejecutiva de Prerrogativas y Partidos Políticos a nivel central, o en su caso, en las juntas locales o distritales del propio instituto.
En este tenor, indicó que la recolección de firmas será a través de una aplicación digital, a excepción de 204 municipios donde por cuestiones de tecnología, será complicado hacerlo y por tanto el formato en que se hará será en papel, pero se buscará que en todo el país la gente tenga participación en esta decisión que se hizo a propuesta del Presidente de México, que en su momento consideró como un tema de campaña, la revocación de mandato, que en 2022 será realidad.
Ruelas Olvera comentó que ahora también deberá esperar la pregunta o preguntas que serán incluidas en la boleta de votación del 27 de marzo, misma que será avalada también por la Corte de Justicia, con la idea de que en esta ocasión el planteamiento sea más certero y no se preste a interpretaciones, para que la ciudadanía pueda tener una participación más certera.
La participación ciudadana, dijo Ruelas Olvera, dependerá en mucho de la pregunta que se plantee, “si la pregunta es festiva en el sentido que sea una ratificación de mandato, tendrá otros tintes; pero si la cuestión es bien elaborada, será como participa la sociedad. Por una naturaleza jurídica, pues se debe tomar en cuenta que la revocación de mandato surge cuando un sector de la sociedad, está inconforme con el desempeño de la autoridad y por ello es que la Constitución señala que los ciudadanos podrán promoverla. Por lo pronto, ya se tienen las reglas”.