La Secretaría de Seguridad Pública del Estado reforzó la vigilancia en la frontera oriente y sur del estado, luego de los hechos ocurridos en la zona del Mesón de los Sauces en el municipio de Encarnación de Díaz, Jalisco, registrados la tarde de ayer.
De esa manera, las acciones de seguridad en las zonas limítrofes con la vecina entidad, han sido reforzadas con mayor presencia policial, con la intención de evitar el ingreso de delincuentes de aquella zona. Así, la carretera 25 que conduce a Loreto, además de la 36 que conecta a la comunidad de Los Cuervos y la 45 que lleva a Jalisco, se encuentra con mayor presencia de oficiales.
Asimismo, integrantes de la Policía Estatal intensificaron la seguridad en la puerta de acceso oriente y continúan realizando recorridos en brechas, caminos vecinales y terracerías colindantes a aquella entidad, con la finalidad de establecer cercos de seguridad y evitar el ingreso de delincuentes que pudieran estar relacionados con los hechos acontecidos recientemente.
La tarde de ayer, militares y civiles armados de la comunidad El Mesón de los Sauces, perteneciente a Encarnación de Díaz, Jalisco, se enfrentaron a disparos dejando como saldo varias personas lesionadas.