Los Rayos Sub 17 enfrentaron en la cancha número uno del CAR a su similar de Chivas. El partido culminó con empate a dos goles en el marcador.
El profesor Luis Padilla alineó a Javier Orantes; Juan Estrada, David Bautista, Mario González, Angel Chávez; Daniel Márquez, Arath Moreno, Daniel Vázquez, William Arredondo; Héctor Guerrero y José Santoyo.
Los Rayos saltaron al terreno de juego con el firme propósito de imponer el ritmo de juego y apoderarse de la pelota, situación que les permitió generar acciones de gol desde los inicios del encuentro. Para el minuto 18′, los de Aguascalientes lograrían
anotar el primer gol del partido en los pies de Héctor Guerrero. La insistencia al ataque se mantuvo para los dirigidos por Luis Padilla que conforma el tiempo pasaba mejor se mostraban en el terreno de juego y fue así que al minuto 24′. Héctor Guerrero anotaría el segundo del partido y el tercero a su cuenta personal en el
torneo. Tras la anotación, los de Guadalajara buscaron mejorar su accionar, sin embargo, el planteamiento de los de Aguascalientes evitó que los tapatíos lucieran en la primera parte. Los necaxistas se fueron al descanso con la victoria momentánea por marcador de 2-0.
En la segunda mitad, los de Guadalajara ajustaron sus líneas mejorando de esta forma su accionar y logrando anotar en el minuto 41′, el gol que los metería de nuevo en la lucha por los puntos. Las cosas se comenzaron a complicar para los de
Aguascalientes, tras la expulsión de guardameta Javier Orantes, por lo que el estratega necaxista se vio obligado a modificar su cuadro y mandar a Yael Delgado a defender el arco. Ambas escuadras con un jugador menos continuaron el partido
en la búsqueda de la victoria. Los Rayos moverían nuevamente su cuadro al mandar a Angel Morales, Isaac Aranda, Brandon Lomelí y Juan Reséndiz al partido, en la búsqueda de mantener la ventaja y con los espacios generados hacer daño al rival.
Los minutos finales del encuentro fueron cardiacos, con unos Rayos defendiendo la ventaja y con unas Chivas queriendo igualar las cosas, fue así que, en el tiempo agregado, los tapatíos anotarían el gol que igualaría el marcador. El partido concluyó
con un empate a dos goles para ambas escuadras.