Rolando Herrera
Agencia Reforma

CIUDAD DE MÉXICO.-Un molcajete con su temolote, 50 litros de leche materna, una pala de madera para mover una olla grande de mole, una herradura de caballo, una campana, botellas de todo tipo, navajas, cuchillos, réplicas de pistola, entre otros objetos, han sido detectados en el equipaje de mano de usuarios del Aeropuerto Internacional de la Ciudad de México (AICM).
En una vitrina, la terminal área exhibe artículos que no están permitidos subir a la cabina del avión.
«Son artículos originales que se han retenido porque representan un riesgo dentro de la aeronave», señaló Herón Villanueva, gerente de seguridad de la terminal aérea.
La mayoría de los objetos que son detectados en los filtros de seguridad, dijo, son botellas con todo tipo de líquidos que superan el máximo permitido de 100 mililitros.
También son comunes los recipientes con mole, ya que, al igual que el queso Oaxaca, contiene líquido y por norma internacional nada que contenga una consistencia acuosa y que supere los 100 gramos puede ir dentro de la cabina.
Casi todos los artículos que son retenidos, explicó Villanueva, pueden ser transportados siempre y cuando sean documentados y viajen en el área de carga del avión.
«Hay mil cosas tan raras aquí, qué te digo. Traían 50 litros de leche materna, yo no sé de dónde sacan 50 litros de leche materna, ¡y no iba el bebé!», señaló.

¡Participa con tu opinión!