La Asociación Humane Society International ha calificado de positivas las recientes reformas al Código Penal, aprobadas por el Congreso del Estado, que están enfocadas en sancionar las peleas de perros. Sin embargo, su representante, Felipe Márquez Muñoz, considera importante seguir perfeccionando la legislación para abordar de manera efectiva esta práctica inhumana.

El activista destacó la importancia de estos avances, aunque señaló que las reformas no corresponden a la iniciativa originalmente presentada, ya que sufrieron modificaciones por parte de la Junta de Coordinación Política y otros organismos internos del Congreso. A pesar de esto, el hecho de que estas sanciones estén contempladas en el Código Penal local se considera un paso significativo.

Márquez Muñoz afirmó que aún existen vacíos en cuanto a tecnología y definiciones, destacando la necesidad de replantear ciertos términos y abordar la complejidad en la parte punitiva. Mencionó que será crucial trabajar para armonizar estas reformas con el Código Penal Federal y abordar las áreas de oportunidad en colaboración con la Secretaría de Seguridad Pública, la Fiscalía del Estado, la Procuraduría Estatal de Protección al Ambiente y las autoridades federales.

Respecto a lo que aún hace falta, resaltó la persistencia de las peleas de perros en el Estado y a nivel nacional, reconociendo que estas prácticas rara vez se denuncian debido al temor de la población. Sin embargo, indicó que las reformas proporcionarán mayor claridad sobre las responsabilidades de las autoridades y permitirán una intervención más efectiva.

Destacó, en cuanto a la colaboración con las fuerzas policiales, que aunque los agentes están entrenados, la falta de claridad en sus funciones limita su capacidad de actuar. “Con las reformas, se espera que se aclaren estas responsabilidades y se proporcione un marco legal más efectivo”, señaló.

El representante de Humane Society International concluyó que, aunque no se logró la propuesta original, estos avances son importantes y merecen ser destacados. Por lo tanto, enfatizó la necesidad de continuar trabajando en el tema para perfeccionar las regulaciones y abordar de manera efectiva la crueldad en la industria de las peleas de perros.