Renata Tarragona
Agencia Reforma

CIUDAD DE MÉXICO.- El 70 por ciento de los 8 mil 500 de los negocios del País formales enfocados a la vida nocturna cerrará definitivamente para enero de 2021 debido al semáforo rojo, alertó la Asociación Mexicana de Bares, Discotecas y Centros Nocturnos (Ambadic).
Su cese de operaciones se dará después de casi 10 meses de estar cerrados y no contar con apoyos del Gobierno, lo que eliminará 350 mil empleos, añadió.
«Los lugares formales que generan empleos, pagan impuestos y servicios vuelven a estar cerrados y la informalidad tolerada al 100 por ciento. Es una muestra más del populismo que impera en este Gobierno y el abandono al sector empresarial», acusó Helking Aguilar, presidente del Consejo Directivo de la Asociación.
A nivel nacional, en la primera etapa de semáforo epidemiológico rojo, se perdió 47 por ciento del empleo de la industria, unas 295 mil plazas, más de 160 mil millones de pesos de derrama económica y los empleados dejaron de percibir cerca de 4 mil 480 millones de pesos mensuales por propinas.
Con limitaciones de horarios y servicio, se sostuvieron 265 mil empleos y los trabajadores reciben, en promedio, dos terceras partes menos de ingreso. Cerca de 3 mil 760 negocios cerraron definitivamente.
Aguilar aseguró que los generadores de contagios de Covid-19 fueron los eventos y fiestas clandestinas, no los bares que cumplieron con protocolos.
Dijo que en enero habrá movilizaciones.