El magistrado presidente del Poder Judicial, Juan Rojas García, reconoció la necesidad de más personal como un factor que se consideró para el ajuste del calendario oficial de labores en los juzgados para el segundo semestre del año.
Bajo cualquier esquema de labores, se necesitan mayores recursos para personal, en un proceso de estrategias para que el Poder Judicial tenga un mejor desempeño, manifestó.
Explicó que la decisión inicial de suspender los periodos generales de suspensión de labores, para establecer vacaciones individuales, se proyectó desde un principio para ser evaluada y revisada.
Al concluir el primer periodo de labores, el Consejo de la Judicatura hizo un análisis basado en una encuesta realizada entre el personal del Poder Judicial, además de una revisión física a los juzgados.
“Nos dimos cuenta de que no contábamos con todo el personal en algunos juzgados, lo que provocó que el servicio no se prestara con la normalidad que esperábamos, y eso no queríamos con la medida”, señaló.
Detalló que se registró un pico de saturación en el mes de abril, aunque hubo días en los que no había afluencia. Por ello, se estimó que en el próximo mes de diciembre podría generarse esta circunstancia, y se retomó el esquema previo de suspensión general de labores por periodos vacacionales.
Rojas García manifestó que se continuará con una revisión constante de los esquemas necesarios para la prestación de un servicio eficaz, considerando que no existen medidas perfectas y que siempre se buscará hacer más con menos.
El titular del Poder Judicial consideró que, con mayor personal, más adelante podrían realizarse nuevos ajustes de calendario, con el fin de encontrar soluciones para un mejor desempeño de los juzgados.