Con la idea de fortalecer los procesos de adopción y asegurar a los menores de edad los derechos que garanticen su sano desarrollo, el diputado Mario Armando Valdez Herrera propuso una iniciativa de reforma a varios artículos y fracciones del Código Civil.

En atención al interés superior de la niñez, la propuesta de modificación pretende contemplar que el abandono de un menor de edad sea causal suficiente para la pérdida de la patria potestad y con esto, se den las facilidades para que los trámites se agilicen y que ese infante sea acogido por una familia que esté en condiciones de garantizarle una mejor calidad de vida.

El legislador por el Partido Nueva Alianza precisó que entre los motivos para clasificar el abandono, está el que se refiere cuando el tutor es juzgado o señalado por cometer algún ilícito y que por distintas causas es privado de su libertad, dejando a merced de otros a sus hijos y que hay casos en los que otros familiares tampoco están en condiciones de hacerse cargo de ellos.

Ante esto, propuso ante la Comisión Permanente del Congreso del Estado reformas a las fracciones de la IV a la XII, adición a la XIII y derogar el último párrafo del artículo 466 del Código Civil para el Estado de Aguascalientes, para que la patria potestad se pierda por resolución judicial.

De acuerdo a la iniciativa, se entenderá por abandono de un menor de edad, cuando éste sea dejado en cualquier sitio y no haberlo confiado expresamente a algún familiar dentro del tercer grado o a alguna institución de asistencia social.

También aplicaría si los menores de edad son confiados por más de 30 días a una institución pública o privada de asistencia social; en este caso, sólo será necesario demostrar la fecha de ingreso de la persona a la institución de asistencia o bien, cuando el infante haya sido abandonado por más de 60 días naturales, aun siendo confiado a familiares hasta de tercer grado.

Sugiere que la iniciativa va en el sentido de retirar la patria potestad cuando quien tiene a los menores de edad, los obligue a realizar mendicidad, trabajo forzado o cualquier otra forma de explotación; igualmente cuando se permita o tolere que otras personas atenten contra la seguridad e integridad física, emocional o sexual de los menores.

La patria potestad también podrá perderse cuando quien la ejerce haya incumplido por más de un año con sus obligaciones alimentarias, y sólo podrá recuperarla cuando retome su obligación, cumpla por más de un año y garantice, mediante estudio socioeconómico y psicológico, que es capaz de tener bajo su cuidado a sus hijos.

¡Participa con tu opinión!