Lorena Corpus 
Agencia Reforma

MONTERREY, México.- Bajo la luna mágica de Rocío Banquells, hay capítulos de éxito, de amor, de satisfacciones y grandes momentos en su carrera como cuando grabó un inolvidable dueto con Luis Miguel y después se fueron juntos al concierto de Cyndi Lauper en Los Ángeles, como buenos amigos.
Pero también hay episodios no tan gratos en la vida de la hija de Rafael Banquells y Dina de Marco, como el haber sido una mujer violentada. Y ya no lo permite. La cantante, quien presentará su concierto el sábado 3 de septiembre en el Auditorio Río 70, compartió que previo a la política también recibió malos tratos.
«Yo fui violentada hace muchísimos años por mi primer esposo, y violentada emocionalmente por mi segundo esposo. Y cuando tú tienes la oportunidad de volver a resurgir, y de volver a tomar las riendas de tu vida ya no debes de permitir una tercera ocasión», declaró la cantante y actriz.
Cuando se le cuestionó por sus ex parejas, declaró que es mejor no recordarlas. «Esos dos hombres que fueron matrimonios pasados me dieron lo más importante en mi vida, que son mis hijos», declaró Banquells, de 64 años.
«Entonces, por respeto a mis hijos ni vale la pena recordar. Yo he sacado adelante a mis hijos, yo solita. Yo les he dado carrera a los dos y me siento bien orgullosa de haber sido madre y padre. La semillita de estos dos personajes (sus ex esposos) se convirtieron en dos hijos maravillosos que han sido mi apoyo».