Mayolo López
Agencia Reforma

CIUDAD DE MÉXICO.- De vuelta en la escena pública como candidato plurinominal al Senado, el ex dirigente priista Manlio Fabio Beltrones participó anoche, al lado de Xóchitl Gálvez, en un foro sobre Gobiernos de coalición organizado por el PRD.
Beltrones y Gálvez coincidieron en que es necesario que la alianza electoral opositora desemboque, inevitablemente, en un Gobierno de coalición.
Para reforzar su punto, el ex Gobernador sonorense hizo un repaso histórico donde expuso que distintos Presidentes habían realizado «intentos interesantes» para aplicar dicho modelo.
Contó, por ejemplo, que Ernesto Zedillo buscó «compartir el Gobierno» e invitó a un panista a que fuera Procurador, éste dijo que no, pero propuso a otro de sus correligionarios.
«Y terminó la Procuraduría en manos de un partido distinto al partido Gobernante. Creo que como a los dos años eso fracasó y (el panista) terminó por irse y retomar esa oficina algún miembro del partido (PRI)».
Vicente Fox, prosiguió, no intentó una Administración de coalición, pero buscó cuadros con el visto bueno de los head hunters (cazatalentos).
En este momento, la panista confirmó: «Yo llegué vía head hunters».
«Tú sí, pero otros no», reviró Beltrones.
En su discurso, el priista también detalló que la Administración de Felipe Calderón invitó al PRI a formar un Gobierno de coalición; sin embargo, el tricolor determino que no podía aceptar porque esa figura no estaba considerada en la Constitución.
Ante ello, dijo, Calderón respondió: «lo voy a ver», pero pasó su sexenio y la petición no se materializó.
Enrique Peña Nieto, prosiguió, se acercó mucho a ese modelo con el Pacto por México.
«(Fue) un Gobierno de coalición no escrito en la Constitución, pero sí puesto en la realidad. Se estaban haciendo reformas entre los más importantes partidos políticos que no habíamos alcanzado construir en el pasado».
En 2014, detalló, se logró introducir la figura en la Constitución aunque faltó reglamentarlos.
«Esa regresión democrática de intentar ganar las elecciones y gobernar como si se fuera dueño del País, hay que alejarla. Las coaliciones electorales deben ser sustituidas por las coaliciones de Gobierno. Hay que evitar ese momento en que, el que gana, gana todo, y el que pierde, pierde todo y se dedica obstruir al que gana. Eso es lo que hemos conseguido por no llegar a Gobiernos compartidos para poder sustituir a los Gobiernos divididos», advirtió.
Por su parte, Gálvez hizo notar que el bloque opositor que la postula no ha planteado solamente una coalición.
«Esto está direccionado hacia un Gobierno de coalición. Tenemos que terminar con el hiperpresidencialismo y garantizar la estabilidad y la eficacia del Gobierno en turno.
«El Gobierno de coalición es el siguiente paso a nuestro sistema democrático y régimen político: pasar de las alianzas electorales y promesas de campaña a actos responsables de Gobierno», propuso tras mencionar los puntos capitales de una iniciativa que presentó ante el Senado.