Yarek Gayosso
Agencia Reforma

CDMX.- Mario Chávez, quien encabeza a uno de los grupos que busca dirigir la presidencia de la Federación Mexicana de Tenis, atenderá las recomendaciones de la Federación Internacional de Tenis (IFT) para terminar con los desacuerdos internos y convocar a una Asamblea General para la realización de una nueva elección anulando los resultados de las elecciones anteriores donde él al igual que Carlos González se proclaman ganadores.
“Estamos de acuerdo en seguir estos lineamientos porque no queremos afectar al tenis nacional”, aseguró Chávez vía telefónica.
La ITF ha observado que los miembros de la FMT han llevado a cabo una serie de Reuniones Generales Ordinarias y Extraordinarias, que incluyen un total de cinco procesos electivos.
Tanto González como Chávez Casas alegan haber sido elegidos presidentes de la FMT válidamente por los miembros en reuniones separadas. Actualmente, ningún presidente electo es reconocido por la ITF o por el Comité Olímpico Mexicano; sin embargo la Conade ha expresado su reconocimiento a Chávez.
La FMT organizará una eliminatoria de playoffs de la Copa Billie Jean King del 5 al 6 de febrero de 2021. En ausencia de titulares de cargos reconocidos, la oficina de la ITF se comunicará con miembros reconocidos del personal de la FMT.
“En febrero tenemos la Copa Billie Jean King y en este momento hay que hacer un trabajo de logística donde la federación se tiene que involucrar. No queremos que se vean afectadas las jugadoras que vienen jugando bien y no queremos que por una situación de gente de pantalón largo se vean afectados nuestros tenistas”, apuntó Chávez.
La ITF dio como fecha máxima el 20 de noviembre para convocar una reunión general electiva de los miembros de la FMT en total conformidad con los estatutos de la FMT.
“La próxima semana tiene que ser crucial, tendríamos que sacar una convocatoria para cumplir con la fecha establecida”, señaló.