El compromiso con la salud emocional de los habitantes de Aguascalientes se fortalece con la propuesta de Leonardo Montañez Castro, candidato a la presidencia municipal por la coalición Fuerza y Corazón por México, quien anunció la creación de un segundo centro de salud emocional en el municipio capitalino.

Bajo la premisa de garantizar el bienestar mental de la población, Montañez Castro destacó la relevancia del primer Instituto Municipal de Salud Mental, erigido durante su administración y reconocido como una iniciativa pionera en su género. Puntualizó que este instituto, en funcionamiento desde hace poco más de un año, ha brindado atención psicológica a más de 30 mil personas de todas las edades, marcando un hito significativo en la atención integral de la salud mental en la región.

Ante el éxito y la demanda creciente de servicios, dijo que el siguiente paso en esta labor es la creación de una segunda sede, estratégicamente ubicada en el nororiente de la capital, con el propósito de ampliar el alcance y la capacidad de atención a un mayor número de personas, por lo que este nuevo centro se proyecta como un espacio de referencia para diagnósticos precisos y tratamientos oportunos, enfocados en el cuidado y la mejora del bienestar emocional de la comunidad.

En sus declaraciones, Leo Montañez enfatizó la importancia de garantizar el acceso equitativo a políticas de salud emocional, reconociendo que todos, en algún momento, requerimos apoyo y acompañamiento en este ámbito. Destacó asimismo la relevancia de una infancia feliz como cimiento fundamental para el desarrollo personal y social, subrayando que invertir en salud emocional es, sin duda, invertir en un mejor futuro para todos.

Recordó que actualmente, el Instituto Municipal de Salud Mental (IMASAM) brinda atención a una media de 240 personas diarias, a través de una variedad de servicios que incluyen terapia individual para personas de 15 años en adelante, atención a parejas y familias, así como terapia grupal. Además, el IMASAM gestiona cinco centros de Infancia Feliz, dedicados a ofrecer apoyo psicológico a niños y niñas de 4 a 14 años, consolidándose como un referente en la promoción y la atención de la salud emocional en la región.