Staff
Agencia Reforma

CIUDAD DE MÉXICO 7-Feb.- El hijo de un Ministro de la Suprema Corte de Justicia trabaja desde hace más de tres años en el área de la Consejería Jurídica del Ejecutivo Federal encargada de litigar controversias y otros asuntos relevantes ante el máximo tribunal.
Se trata de Alberto Pérez Canales, hijo del Ministro Alberto Pérez Dayán, quien la semana pasada admitió y estará a cargo de tramitar las controversias del Ejecutivo y el Senado contra los lineamientos del Instituto Federal de Telecomunicaciones para defensa de las audiencias de radio y televisión.
Consultado ayer por REFORMA, Pérez Dayán afirmó que no está impedido para conocer de esta controversia, pues su hijo no la firma ni está autorizado para participar en ella.
“Es un litigio entre entidades estatales, no hay intereses personales en juego”, dijo.
La Corte ha sostenido que los impedimentos de Ministros en controversias constitucionales deben ser excepcionales porque se requiere mayoría calificada de ocho para invalidar las normas impugnadas y, por tanto, sólo pueden excusarse cuando por circunstancias personales consideren que no podrán ser imparciales.
Pérez Canales ingresó a laborar en la Consejería en octubre de 2013 cuando era pasante.
En agosto de 2015, ya con su título de abogado, Pérez fue ascendido a consultor jurídico B1, con salario mensual bruto de 47 mil 973 pesos, adscrito a la Consejería Adjunta de Control Constitucional y de lo Contencioso.
En ese puesto, según el portal de transparencia de la propia Consejería, Pérez reporta al Consejero Adjunto Ricardo Celis Aguilar Álvarez, responsable de litigar las controversias ante la Corte.