Viridiana Martínez
Agencia Reforma

CIUDAD DE MÉXICO.-Marisol Tapia presentó ante la Secretaría de la Contraloría General de la Ciudad de México una denuncia contra funcionarios y ex funcionarios involucrados en el siniestro de la Línea 12 del Metro, donde murió su hijo de 12 años, Brandon Giovanny.
Agregó que llegará hasta las últimas consecuencias para que la muerte del adolescente no quede impune.
Marisol denunció al ex Jefe de Gobierno, Marcelo Ebrard; a la Jefa de Gobierno, Claudia Sheinbaum; a la directora del Sistema de Transporte Colectivo (STC) Metro, Florencia Serranía y a quienes resulten responsables, de acuerdo con el documento que entregaron.
En el escrito entregado a la Oficialía de Partes se indicó que la denuncia se realizó porque los servidores públicos mencionados infringieron sus obligaciones en agravio de Brandon Giovanny Hernández y de su madres.
Tapia pidió, además, que Serranía sea destituida para que no se entorpezcan las investigaciones.
Sin embargo, Teófilo Benítez, abogado de Marisol Tapia, señaló que denuncian por el delito de homicidio con dolo eventual por fallas cometidas en las tres últimas administraciones, a pesar de los recursos millonarios que le destinaron.
“Sabían que ese Metro estaba mal y sigue mal y que lo van a tener que tirar todo”, dijo González.
Informó que en la denuncia penal, que pretenden interponer ante la Fiscalía capitalina, también deberán ser investigados Miguel Ángel Mancera, Mario Delgado, Jesús Orta Martínez, Jesús Murillo Karam, ex Procurador General, y Edgar Tungüí, ex Secretario de Obras.
González mencionó que no han tenido acceso a la cadena de custodia para conocer el material obtenido y constatar que lo que han dicho las autoridades es real.