César Martínez
Agencia Reforma

CIUDAD DE MÉXICO 11-Aug-2021 .-La Agencia de las Naciones Unidas para los Refugiados (ACNUR) se dijo preocupada por la nueva práctica de Estados Unidos de mandar en avión hacia el sur de México a solicitantes de asilo y migrantes expulsados de su territorio.
“Las personas o las familias a bordo de esos vuelos que puedan tener necesidades urgentes de protección corren el riesgo de ser devueltas a los mismos peligros de los que han huido en sus países de origen en Centroamérica, sin ninguna oportunidad de que se evalúen y atiendan esas necesidades”, advirtió la ACNUR.

Los vuelos son una nueva manera en la que Estados Unidos está aplicando la orden de salud pública relacionada con el Covid-19, conocida como Título 42, mediante la cual expulsa de manera exprés a migrantes hacia México, lo que hasta ahora hacía de manera terrestre en la frontera común.

“La expulsión de Estados Unidos al sur de México, al margen de cualquier acuerdo oficial de traslado con las debidas garantías legales, aumenta el riesgo de devolución en cadena, devoluciones sucesivas por parte de diferentes países, de personas vulnerables en peligro”, agregó la ACNUR.

“Los vuelos de expulsión en virtud del Título 42 también pondrán a prueba la ya sobrecargada capacidad de respuesta humanitaria en el sur de México y norte de Guatemala, aumentarán el riesgo de transmisión de la Covid-19 a través de las fronteras nacionales y obstaculizarán las medidas que se están adoptando para compartir la responsabilidad entre los países de la región”.