En más de un 30% incrementó la cremación de marzo a la fecha en Aguascalientes con relación al mismo periodo del año pasado, derivado de la pandemia del COVID-19 y los protocolos establecidos por las autoridades de Salud en el Estado, informó el asesor funerario, Alfonso Linares Medina.
Detalló que dicho indicador es derivado de las medidas sanitarias impuestas por las autoridades del ISSEA, las cuales señalan claramente que, ante cualquier fallecimiento por coronavirus, se deben cremar los cuerpos de tales personas.
Asimismo, comentó que afortunadamente las familias de quienes pierden a sus seres queridos por esta situación de la pandemia han estado bastante conscientes y han cooperado de manera muy favorable en cuanto al cumplimiento de las medidas, “entonces eso es algo positivo que aún y a pesar del dolor de haber perdido a un ser amado, se muestren abiertos a restringir los procesos funerarios para poder protegerse”.
Adicionalmente, Linares Medina indicó que también en este periodo han disminuido los traslados foráneos de cuerpos, lo que anteriormente era una práctica normal de las personas que fallecían en Aguascalientes, pero que son originarias de otro estado. “Eso se disminuyó en más de un 25% también por los temas estrictos de contagios y de protección establecidos por las autoridades de salud”.