Como parte del Programa Estatal de Certificaciones en Calidad e Inocuidad que lleva a cabo la Sedrae, el gobernador Martín Orozco Sandoval entregó apoyos por un millón 700 mil pesos, para impulsar la competitividad de las agroindustrias.

Con este proyecto, el Gobierno del Estado en conjunto con el Consejo Estatal Agropecuario busca que los productos del campo de la entidad, cuenten con las certificaciones necesarias para exportación, logrando valor agregado a los productos.

Durante el evento, hizo la entrega simbólica de diez cheques y el secretario del ramo, Miguel Muñoz de la Torre, detalló que la aportación gubernamental beneficia a 19 unidades de producción.

Los conceptos de apoyo son para capacitación y asesoría, a través del Instituto para la Calidad e Inocuidad Agroalimentaria (INCALIA), que ofrece servicios accesibles enfocados a resolver los retos que enfrentan para alcanzar una mayor competitividad en el mercado.

Por su parte, el presidente del Consejo Estatal Agropecuario, Ricardo Álvarez Jiménez, dijo que la calidad es la variable que define el éxito o fracaso de una empresa, por lo que ponderó el entusiasmo de los beneficiarios para seguir trabajando en conjunto y que el sector agroalimentario se fortalezca.

Se contó con la asistencia del alcalde de Rincón de Romos, Jesús Prieto Díaz; empresarios agroindustriales, y en representación de los beneficiados, Edith Elizabeth del Razo Carrillo, empresaria de productos cárnicos de cordero.