Yarek Gayosso
Agencia Reforma

CDMX.- La pandemia ha complicado la planeación de campamentos internacionales para la medallista mundial Alexa Moreno.
La gimnasta mexicana consiguió su boleto a los Juegos Olímpicos de Tokio 2020 con 9 meses de anticipación en el Mundial de Stuttgart y posteriormente tenía confirmado en marzo pasado un campamento de preparación en el continente asiático rumbo a su segunda cita olímpica, que se postergó para el próximo año.
“No podemos arriesgarnos porque la situación está difícil”, explicó su entrenador Alfredo Hueto vía telefónica desde Ensenada, Baja California.
En julio, Alexa regresó a los entrenamientos presenciales después de una larga pausa por la pandemia junto a otros gimnastas como el medallista mundial Daniel Corral, quien también cuenta con pase olímpico a Tokio. Ambos se encuentran en una pequeña concentración en Ensenada como parte de las medidas sanitarias.
“Entrenamos menos horas que antes, hacemos un entrenamiento largo en la mañana de 9 a.m. a 2 p.m. Luego en la tarde la preparación física la hace con la fisioterapeuta o en la casa. Entrenamos seis horas prácticamente.
“Ahora estamos en la fase de hacer el trabajo físico más específico y hacer saltos y acrobacias nuevas”, apuntó.