Pinta para ser leyenda

Son pocos los deportistas mexicanos que pueden presumir tener múltiples medallas olímpicas y, el martes por la madrugada, Alejandra Orozco se unió a la selecta lista de mexicanos que han conseguido, por lo menos, dos preseas en Juegos Olímpicos distintos, pero lo más interesante es tanto la edad que tiene, como el futuro que todavía es prometedor para la clavadista nacida en Zapopan, Jalisco.
La historia olímpica para Orozco arrancó en Londres 2012, cuando obtuvo la medalla de plata en la plataforma de 10 metros sincronizados junto a Paola Espinosa, contando con tan sólo 15 años de edad, que demostraban el talento que tenía en sus ejecuciones. En Río 2016, no consiguió repetir la hazaña de llevarse un metal, pero ahora, en Tokio 2020, con 24 años recién cumplidos en abril, aumenta su cosecha para tener una plata y un bronce en su colección.
Tomando en cuenta que París 2024 está a tan sólo tres años de distancia, es casi seguro que Alejandra Orozco tendrá mínimo dos oportunidades más en la plataforma de 10 metros para aumentar su legado olímpico, pero lo podría hacer incluso en estos mismos juegos en la prueba individual, en la que también participará. Con 24 años y dos medallas, podríamos estar presenciando a la que, a la postre, se podría convertir en la mexicana más laureada en la historia de los Juegos Olímpicos.