El sector privado representa uno de los principales puntales de la economía y el empleo, lo que sumado al esfuerzo del gobierno del estado permite que los aguascalentenses tengan mejores expectativas de crecimiento individual y colectivo.

El trabajo conjunto de empresarios y autoridades aporta mayor dinamismo a las actividades productivas, que se reflejan en las inversiones nacionales y extranjeras y en más apertura de puestos de trabajo.

El gobernador José Carlos Lozano de la Torre destacó que la unidad del empresariado local “ha convertido las debilidades en fortalezas y en oportunidades de éxito”, particularmente en los últimos cuatro años en que la entidad se colocó como ejemplo nacional e internacional de crecimiento, al haber creado más de 52 mil empleos formales y en el caso de los inversores su crecimiento ha sido en más de un 97%, en comparación con la última década.

En la sesión del Consejo Coordinador Empresarial (CCEA), a la que asistió el mandatario como testigo de honor del juramento que hizo la mesa directiva que dirige Pedro de la Serna, el nuevo presidente se comprometió a trabajar intensamente por la unidad del gremio, que por encima se privilegie la armonía para que continúe como columna del auge que vive Aguascalientes. Convocó a sus compañeros a trabajar coordinadamente con el gobierno ya que sólo así es posible salir adelante y enfrentar cualquier eventualidad.

Como parte de la misma reunión, ambas partes firmaron un acuerdo para dar más impulso a las pequeñas y medianas empresas (Pymes), facilitándoles acceso a créditos, para lo cual habrá un piso de financiamiento por 30 millones de pesos, que les permitirá insertarse en esta etapa de progresión.

En su mensaje, Lozano de la Torre ponderó la voluntad de los empleadores por alcanzar otras metas, al mismo tiempo reconoció que ese convenio es el primero que signan con un gobierno estatal, asegurándose el fortalecimiento de las relaciones que tienen lugar.

Asimismo, en la clausura del Foro del Grupo de Industriales de Aguascalientes (GIA), con motivo del XX Aniversario de su fundación, el mandatario estatal subrayó que la construcción de Aguascalientes encuentra su fundamento en el apoyo y la labor de los industriales y el compromiso de los trabajadores, lo que impulsa la disposición de todos por hacer que el estado sea un modelo a seguir.

Con su actitud cada quien en su ámbito favorece para que en estos cuatro años la entidad reencuentre el camino del florecimiento, avaló el gobernante, lo que fue ratificado por el presidente del GIA, Guillermo Briseño, al acentuar que este impulso ha sido posible gracias al respaldo y la voluntad política de Lozano de la Torre, al proveer las condiciones necesarias para la apertura, el desarrollo y el fortalecimiento de las empresas.

Previamente, en la inauguración del mismo Foro, el titular del Poder Ejecutivo significó que las 30 empresas que integran dicho organismo son promotoras de inversión, empleo y sobre todo que ofrecen mayor seguridad social a la población. En gran parte han contribuido para que el crecimiento de la economía estatal sea de 9.2%, de acuerdo a los últimos datos del Inegi, lo que da solidez a ellos y confianza a quienes tienen proyectos de inversión.

Se ha hecho un gran esfuerzo para que en el actual sexenio los empresarios sean coadyuvantes de las metas que están trazadas, lo que obliga al gobierno a ser más efectivo en todas sus acciones, a continuar la promoción del estado dentro del país y el extranjero y a lograr que la Federación destine más recursos para el sector, con lo que se garantizará la permanencia de los corporativos que forman el GIA, puntualizó el gobernador José Carlos Lozano.

SIGUE DE TOS EL NIÑO

Más se tardó el líder priísta, Francisco Guel Saldívar, en ufanarse que el Instituto Nacional Electoral (INE) hubiera desechado la denuncia de Acción Nacional por “frívola”, en referencia al spot del gobierno del estado sobre el cuarto informe, que en responderle su colega panista Paulo Martínez, que no importa el portazo, puesto que la van a volver a presentar.

Guel Saldívar aseguró que el INE rechazó la queja por “carecer de cualquier sustento y ser notoriamente improcedente”, al mismo tiempo anunció que interpondrá una denuncia en contra del comité estatal del PAN, que, según el tricolor, violó el artículo 456 fracción IV, de la Ley General de Instituciones y Procedimientos Electorales, el cual plasma la figura de “denuncia frívola”.

En lugar de aceptar que existieron errores en la acusación, Martínez adelantó que la volverán a redactar, puesto que “denigra a la anteriores administraciones panistas”, por lo tanto, apuntó, “vamos a reencauzar nuestra demanda” y ve difícil que los puedan multar por el simple hecho “de hacer uso de nuestros recursos que tenemos y si la autoridad tuvo a bien no tomarla como válida, nosotros tenemos también derecho a volverla a presentar”.

Con balas de salva pretenden panistas y priístas acabar con el “enemigo”, lo que no pasa de ser un poco de distracción y chacoteo, mientras llega la hora de la verdad.

EMPUJE COMERCIAL

México tiene una de las economías más abierta del mundo y el libre comercio internacional significa para el país 60.6 por ciento del Producto Interno Bruto (PIB), señaló el presidente Enrique Peña Nieto, en la 22 Cumbre de Líderes de las Economías del Foro de Cooperación Económica Asia-Pacífico (APEC).

En defensa del libre comercio y en aras de ofrecer la experiencia mexicana, el mandatario señaló que con diez tratados de libre comercio, los productos mexicanos tienen acceso preferencial a un mercado de mil 146 millones de consumidores, en 45 países.

Durante el retiro de los 21 líderes de APEC, que tuvo lugar en el complejo turístico del Centro de Conferencias Internacionales a orillas del Lago Yangi, en la capital de China, Beijing, Peña Nieto subrayó que en 2013 el comercio de México ascendió a más de 771 mil millones de dólares, siendo la decimosexta economía con mayor comercio mundial y la primera de América Latina y el Caribe.

Agregó que el Foro de la APEC debía analizar la viabilidad de un área de libre comercio Asia-Pacifico, en función de “los distintos procesos de integración regionales en curso y la forma en que éstos puedan converger hacia un gran proyecto de apertura, que incorpore a nuestras 21 economías”.

El mandatario sostuvo que el gobierno que preside estima que los acuerdos regionales bilaterales no se oponen, sino se complementan, con los esfuerzos multilaterales a favor del libre comercio, por consiguiente “México reitera su compromiso con una mayor integración económica regional, y ofrece su experiencia en la negociación de Tratados de Libre Comercio”.

Por otra parte, el presidente Peña llegó a un acuerdo con su homólogo chino Xi Jinping para crear un fondo de inversión que sumaría 14 mil millones de dólares, con un inicio de 2 mil 400 millones de dólares que se utilizarán para la inversión de empresas de ambos países y que llegará a 9 mil millones en los próximos meses.

A lo anterior se suma un fondo de 5 mil millones para financiar, entre otras obras, la segunda etapa del gasoducto Los Ramones. “Estos recursos tendrán un efecto multiplicador para apalancar mayores inversiones”, explicó el gobernante mexicano al concluir el encuentro.

En total se firmaron 14 acuerdos por funcionarios chinos y mexicanos, lo que significa para Xi Jinping que “estamos echando raíces”, en tanto Peña Nieto aseguró que fue una “valiosa reunión de trabajo” que marca una nueva relación.

De los aspectos relevantes de la reunión destaca la presencia del Banco Industrial y Comercial de China, “el más grande del mundo”, que operará en México, lo que facilitará las transacciones de las empresas chinas que inviertan en el país, además se acordó la apertura del mercado chino a frambuesas y zarzamoras del Bajío y a la carne de res. También el reconocimiento de China de la denominación de origen del tequila y la posibilidad de introducir masivamente esa bebida al mercado chino.

Previamente, el mandatario mexicano sostuvo una conversación con el premier Li Kegiang, quien pidió un trato justo y equitativo a las empresas de su país que inviertan en México.

A unos días de que Peña ordenó cancelar el concurso para la construcción del tren rápido México-Querétaro, que había ganado un consorcio internacional encabezado por una firma china, el Premier enfatizó que la tecnología china de trenes de alta velocidad es muy avanzada, rentable y eficiente, por lo que es importante una cooperación binacional en el sector ferroviario, reiterando el interés del gobierno chino de mantener una fuerte participación en proyectos de infraestructura, incluidos los trenes rápidos.

CENSURAN LA VIOLENCIA

En términos similares, el presidente Enrique Peña Nieto y el secretario de Gobernación, Miguel Ángel Osorio Chong, condenaron los actos virulentos que se han registrado los últimos días en varios estados, lo que ha dañado edificios públicos y privados, vehículos policíacos y repartidores de productos comerciales y hay un ataque sistemático a las vías generales de comunicación.

Hace ocho días, al iniciar su viaje a China, el gobernante calificó de “inaceptable que alguien pretenda utilizar esta tragedia (la desaparición de 43 normalistas) para justificar la violencia. No se puede exigir justicia actuando con violencia”.

Apuntó que en estos momentos México “está en duelo (…), los mexicanos, hay que decirlo, estamos dolidos por lo ocurrido en Iguala, en un acto abominable y atroz que genera indignación y dolor. El Gobierno por igual acompaña a la sociedad mexicana en este sentimiento de duelo”.

Reiteró que “Ayotzinapa es un llamado a la justicia, es un llamado a la paz y a la unidad. No a la violencia ni a la confrontación. Los mexicanos le decimos no a la violencia. Esa no es una expresión del Gobierno, este es un sentimiento genuino de la sociedad mexicana que dice no a la violencia. Decimos sí a la justicia, al orden, a la armonía, a la tranquilidad”.

Ya en Shanghai, Peña afirmó que le preocupan los padres de los normalistas de Ayotzinapa, a los que se debe “explicar (puntualmente) la situación”, por lo que en su viaje a China y Australia ha seguido el justo reclamo de justicia de los familiares, lo mismo que le preocupa la violencia que se ha desatado, principalmente en Guerrero, haciendo votos para que “disminuya, que cese”, puesto que “no se puede reclamar con más violencia”.

En la misma sintonía, Osorio Chong destacó que sin reserva, la sociedad debe ser el motor del cambio para perfeccionar a las instituciones y consolidar el Estado de derecho, por lo mismo “nadie puede exigir justicia violando la ley, porque el quebranto legal no es la solución”.

Durante la clausura de la Octava Reunión Nacional de Órganos Implementadores del Nuevo Sistema de Justicia Penal, que tuvo lugar en Morelos, el Secretario de Gobernación aludió que la justicia no debe hacerse esperar, porque viene de una exigencia de la sociedad “y que no quepa ninguna duda, en eso estamos trabajando. Como lo hemos venido haciendo hasta ahora, todos los que compartimos una responsabilidad, sigamos sumando para avanzar en nuestro objetivo”.

EXTREMA TOLERANCIA

Bajo ninguna circunstancia es aceptable la represión, pero tampoco que impere la ley de la selva, por lo que las autoridades están obligadas a actuar con firmeza para devolver la tranquilidad a las zonas que han sido atacadas por grupos de inconformes, que exigen justicia para los familiares de los 43 normalistas desaparecidos desde el 26 de septiembre.

En la semana que concluye se han presentado episodios de intensa violencia, como la quema de una puerta de Palacio Nacional, de nueve vehículos afuera de palacio de gobierno de Chilpancingo, Guerrero; el choque de manifestantes contra policías en Acapulco, los cierres de la autopista del Sol y el bloqueo de los aeropuertos de Oaxaca y Acapulco, el incendio de las sedes del PRI, PAN y Nueva Alianza en Guerrero; los destrozos en los comités estatales del PRI, PAN y Nueva Alianza en Michoacán, al igual que en la caseta de cobro de la vía Tuxtla Gutiérrez-San Cristóbal, en Chiapas.

A lo anterior se agrega el incendio del palacio municipal de Iguala y el ataque y bloqueo a varias tiendas departamentales, el incendio de unidades repartidoras y el secuestro de autobuses, la exigencia a los transportistas para que “donen” parte del combustible que utilizan para sus traslados y el apropiamiento de un camión cisterna con diez mil litros de Diesel.

Las imágenes en televisión son lamentables, con policías en fuga ante la acometida de la muchedumbre, y los que son alcanzados los golpean sin contemplaciones con sus mismos escudos y toletes e incendian las patrullas. La orden que tienen es no responder a las agresiones, por lo que aguantan estoicamente toda clase de proyectiles, entre ellos bombas Molotov y petardos.

El año pasado fue el jefe de gobierno del Distrito Federal, el perredista Miguel Ángel Mancera, quien se negó a actuar para evitar los desmanes de los profesores oaxaqueños y michoacanos, y ahora es el gobernador interino de Guerrero, Rogelio Ortega, quien se niega a poner orden. El argumento de ambos es el mismo: que los manifestantes “quieren ser reprimidos”, por lo que es preferible dejar que destruyan lo que encuentren a su paso.

Ortega no tuvo empacho en señalar: “Pedí a mi nuevo secretario de Seguridad que la policía estatal nuestra no intervenga. No intervenga porque hay provocadores que quieren ser reprimidos para que la noticia vuele a nivel internacional y se victimicen. De víctimas de Ayotzinapa ahora se han convertido en victimarios”.

El gobernante guerrerense admitió que la toma del aeropuerto de Acapulco y los bloqueos a la Autopista del Sol afectan fuertemente a este centro turístico, de lo que han comentado empresarios del puerto, que esperaban 80% de ocupación hotelera con motivo del “puente” de la Revolución y a lo mucho podría llegar a 50%, ante las cancelaciones de reservaciones, lo que también se hace para Navidad y Año Nuevo.

Según la reseña de lo ocurrido en el aeropuerto de Acapulco, en un primer filtro con policías estatales los demandantes se enfrentaron con ellos y dejaron varios heridos, luego avanzaron hacia otro filtro de policías federales, cuyo comandante les indicó: “Los vamos a dejar pasar, pero dejen sus palos, piedras, bombas Molotov y mochilas aquí”, a lo que se negaron y no tuvo otra que dejarlos llegar hasta la terminal, en donde le anunciaron al administrador que la ocupación duraría tres horas, lapso en que para entretenerse tomaron vehículos repartidores de productos lácteos, de agua embotellada y de otros artículos, que se repartieron entre ellos. Mientras que los manifestantes sí pudieron entrar, los federales negaron el paso a los viajeros y usuarios.

Las pérdidas por todo lo que ha sucedido en esas entidades, son multimillonarias, debido a que nadie tiene voluntad de poner orden. Ante la pasividad de las autoridades, que los titulares califican de “prudencia”, los brotes de violencia se multiplican al grado que amenazan a los Juegos Deportivos Centroamericanos que tienen lugar en Veracruz.

Los mexicanos siguen con atención lo que sucede en cada lugar, en espera de que se adopten las medidas necesarias para devolver la tranquilidad a sus habitantes. Rechazan que México esté al borde la guerra civil, como propalan algunos medios, porque una cosa es la inconformidad social y otra la postura de los radicales, que tienen como objetivo ser atacados para exhibir al gobierno de “intolerante”.

Los daños a las propiedades gubernamentales, como infraestructura y otros bienes y de unidades automotrices, o de los partidos políticos, se reponen con recursos públicos, pero las pérdidas del sector privado no hay quien se las repare y menos las que resiente el medio turístico.