Estephany de la Cruz
Agencia Reforma

Guadalajara, México 05-Oct-2021 .-No sólo Mark Zuckerberg perdió dinero ayer con la caída a nivel mundial de Facebook, WhatsApp e Instagram, también las ‘nenis’ perdieron ventas.

Ante la falta de estas redes sociales, el principal medio de comunicación de las vendedoras en línea, algunas no pudieron concretar ventas, programar entregas, ni actualizar los productos que ofrecen en sus perfiles.

Tal es el caso de Xcaret, que cuenta con un bazar de ropa y ofrece sus productos en línea, principalmente por Instagram, y que al no poder programar las entregas, perdió tres ventas.

«Tenía tres ventas por concretar y que tenía que entregar ayer, pero no alcancé a ponerme de acuerdo con las chavas, ni punto medio, ni domicilio, no tenía nada y ya cuando las busqué hoy en la mañana para ver si les entregaba ahorita en la tarde, pues ya no las quisieron», compartió la afectada.

También fue el caso de Gloria, dedicada al área de bisuteria, quien aunque no perdió ventas, si se atrasó en su trabajo, ya que hoy entregó en una paquetería ubicada en el Parque Revolución, todos los pedidos pendientes de un día anterior.

«Tengo que publicar todo lo que me queda y lo nuevo, casi siempre publicó en lunes para entregar durante la semana, pero ayer no pude hacer nada de eso, pero por fortuna no se me cayeron las ventas», indicó.

Además Claudia, otra vendedora en línea que esperaba a su cliente en este parque, expresó que perdió dos ventas por no concretar las entregas, pero que pudo ofrecer la prenda a otras personas a un precio más bajo.

«A veces, cuando no les contestas rápido, como que piensan que ya no lo necesitan y se arrepienten de la compra, en eso me afectó», dijo.

Desde las 10:40 de la mañana de ayer, las redes sociales de Facebook, WhatsApp e Instagram dejaron de funcionar y comenzaron a operar después de las 17:30 horas.