Verónica Gascón y Diana Gante
Agencia Reforma

CIUDAD DE MÉXICO.- Ante los problemas que enfrenta la red eléctrica nacional, y que ha provocado apagones en varios estados de la República, el sector industrial llamó a reactivar la inversión en el sector y avalar los proyectos pendientes para la generación de energía.
La Confederación Nacional de Cámaras Industriales (Concamin) planteó agilizar la aprobación de permisos de generación y/o interconexión (capacidad estimada de 835 MW en plantas eólicas y 500 MW en plantas solares) en aquellas centrales listas para entrar en operación.
En una nota técnica, señaló que también se debe dar respuesta a los más de 3 mil 500 trámites en materia de energía pendientes de resolver en diferentes instancias federales.
Además, acelerar la entrada en operación de las centrales que la Comisión Federal de Electricidad (CFE) está construyendo, y que pudieran añadir de 6 a 8 mil MW de generación al sistema.
También pidió otorgar nuevos permisos de generación a quienes que cumplan con los requisitos establecidos en la Ley.
Para los industriales, se deben formar mesas de trabajo en las que participen autoridades, industria y academia, para analizar las inversiones que se requieren en transmisión y distribución.
Un ejemplo, señaló, es el foro organizado para este mes entre la Cámara de Comercio en la Ciudad de México (CANAME) y el Tec de Monterrey, en el que se revisarán temas como: análisis de nodos saturados, incorporación de cables de alto desempeño, viabilidad de aumento de calibre de conductor en líneas saturadas y estudios de flujos de potencia y corto circuito.
También sugirió que se abran los concursos y se agilicen las licitaciones de proyectos llave en mano en materia de suministros eléctricos que están en proceso.
La Asociación Mexicana de Energía Solar (Asolmex) consideró que es necesario que la inversión privada vaya de la mano con la pública para que la transición energética pueda avanzar en beneficio de la población y del sistema eléctrico.
«Hacia adelante, tanto la inversión pública como la privada tienen roles complementarios que desempeñar en beneficio del sistema eléctrico, sus millones de usuarios y los esfuerzos para mitigar el cambio climático.
«Asolmex reafirma su compromiso con ampliar el margen de reserva operativo del sistema al promover el desarrollo de nuevos proyectos de generación solar fotovoltaica de gran escala que contribuyan a atender los incrementos de demanda de energía limpia, suficiente y de bajo costo, y, adicionalmente, sistemas de generación distribuida y almacenamiento de energía, que incrementen la oferta en centros urbanos, en el corto plazo», señaló en un comunicado.
La Asociación Mexicana de Energía Eólica (AMDEE) también se pronunció ofreciendo colaborar con el sector público,

Estrategias
La Cámara Nacional de la Industria de la Transformación (Canacintra) planteó que existen diversas medidas de eficiencia energética que se podrían implementar, como realizar un análisis de demandas eléctricas coincidentes y buscar los elementos que permitan desfasar unas de otras. Es decir, cambiar los horarios en que se lleva a cabo una y otra actividad.
«Al hacer eso, la demanda máxima durará más tiempo (medido en minutos) pero será de una magnitud menor en potencia (MW). Eso permitiría satisfacer la demanda con una menor disponibilidad de plantas eléctricas», consideró.
Llamó además a pedir a los sistemas de agua que aumenten el bombeo en los momentos de bajo consumo de electricidad y lo reduzcan durante las horas pico de consumo.
«El agua es una necesidad del pueblo de México que debe ser abastecida diariamente, pero se trata de evitar que la demanda eléctrica sea coincidente», señaló.
Los apagones, alertó, envían el mensaje de que México tiene una limitación para satisfacer las necesidades de energía eléctrica de la nación, y eso «pone en riesgo las oportunidades de inversión y creación de empleos a las que podríamos aspirar», manifestó.