Iris Velazquez
Agencia Reforma

CIUDAD DE MÉXICO.-Para evitar acusaciones de fallas por la conservación de las vacunas contra Covid-19, como ocurrió con la de Sinovac, Rodrigo Romero, coordinador de la Asociación Mexicana de Vacunología sugirió que el Gobierno transparente el estudio sobre la capacidad térmica y la información técnica de los biológicos.

Fueron ocho las entidades que manifestaron que la vacuna Sinovac les llegó con temperaturas superiores a lo que marcaba la Guía Técnica para la Aplicación de la Vacuna Sinovac que especificaba que para su conservación se mantuvieran las dosis entre 2 y 8 grados centígrados por un periodo de hasta seis meses desde su producción.

Ante reclamos de Gobiernos como el de Nuevo León, funcionarios de la Secretaría de Salud aseguraron que pese a ello, dicho biológico conserva su efectividad pues puede estar hasta siete días a temperaturas de 25 grados centígrados.

Rodrigo Romero remarcó que es importante que exista información clara para evitar dudas, pues al momento no se ha transparentado información que así lo constate, y solamente se tiene como referencia la guía técnica de esta vacuna.

“El problema es que no conocemos las especificaciones técnicas de la vacuna, no hay como en el caso de otras vacunas la especificación exacta de la vacuna CoronaVac de Sinovac. Se debería de dar a conocer las características técnicas de la vacuna como estos datos para generar más confianza y que no haya este tipo de dudas que están surgiendo”, solicitó.

“Nos falta información para evitar estas dudas tanto de los estados que es fundada, como de las personas y de todos, pues lo más sencillo sería publicar esta información, la información técnica del fabricante de la vacuna para que todos estemos seguros de que sea la información correcta”, agregó.

Con la aclaración de que no se tienen elementos técnicos para valorar las afectaciones a la vacuna china de Sinovac, indicó que se trata de un biológico a base de virus inactivados, como la IPV contra la polio o la que se tiene contra influenza.

En éstas, dijo, es indispensable el factor de la temperatura, pues explicó, su fluctuación puede causar un efecto negativo en la potencia.

“O sea, que no haya la respuesta inmune que queremos, que haga para proteger a la persona a la que se le aplica”, precisó.

“En este caso de la vacuna Sinovac no sé si haya algo distinto a como se maneja cualquier vacuna no activada, porque no conocemos las características exactas para su almacenamiento. La temperatura es muy importante que se mantenga hasta el momento en el que se va a aplicar la vacuna durante todo el proceso”, apuntó.

El experto exhortó a que se procuren seguir las recomendaciones como la cadena de frío conforme a lo dictado por el fabricante.

“Seguir al pie de la letra las recomendaciones del fabricante, que es el que da las especificaciones de cada vacuna y como se deben de transportar, y de mantener la vacuna en resguardo para que estas vacunas no vayan a perder su efectividad”, pidió.

Sin embargo, Romero llamó a la población vacunarse, al aclarar que pese a que se haya salido de la temperatura recomendada, para la población no representa ningún tipo de riesgo.

“Si alguien se las aplica no les va a hacer daño, no les va a causar nada que les pueda hacer daño, lo que pierde o pueden perder es podemos decir la potencia, tiene una afectación negativa hacia la potencia de la vacuna.

“Tengan confianza y hay que aplicarse la vacuna, las vacunas, porque nos llegan muchas preguntas en las redes sociales y nuestra página de internet sobre cada vacuna y nos preguntan cuál es mejor, cuál es peor, etcétera ahorita en las vacunas que tenemos cuando tengan oportunidad aplíquensela, es mucho peor la enfermedad. Poco a poco vamos a tener más vacunas y el objetivo es que todos estemos”, agregó.