El secretario general de la Sección Uno del SNTE, Ramón García Alvizo, planteó ayer su postura respecto al PIN Parental. Consideró que los estudiantes de todos los niveles tienen el derecho de recibir la información y la orientación por parte de los maestros, quienes abordan los temas con absoluta responsabilidad y acorde a la edad de los niños y jóvenes.
Ante la reforma que establece que los padres de familia pueden decidir si quieren o no que se impartan a sus hijos los contenidos sobre sexualidad establecidos por las autoridades educativas, el líder magisterial expuso que “los estudiantes tienen el derecho a recibir la información sin ninguna autorización, siempre con los cuidados y el profesionalismo para que no surjan inquietudes innecesarias”.
El dirigente seccional consideró que los niños tienen el derecho a este tipo de contenidos, siempre y cuando sea de manera profesional y sin limitaciones para que puedan cuidar su salud y tomar las mejores decisiones. Asimismo, García Alvizo sostuvo que los padres de familia deben involucrarse con la educación de sus hijos para que los sepan orientar, asesorar y apoyar.