Mayolo López y Martha Martínez
Agencia Reforma

CIUDAD DE MÉXICO.- La pausa en la que entró la coalición opositora Va por México llevó al jefe de los senadores del PRI, Miguel Ángel Osorio Chong, a reclamar la renuncia del líder nacional tricolor, Alejandro Moreno.
De hecho, aseguró que la renuncia de «Alito» ayudaría a salvar la alianza.
«Él (Moreno) ya no puede seguir al frente del partido. En un acto de seriedad política debería dejar la dirigencia (para nombrar) una nueva. Su desprestigio se está llevando al partido en medio.
«Estoy seguro que un replanteamiento de la mesa (de la alianza) con quién se acuerda y cómo se acuerda, ayudaría a recuperar la alianza», consideró.
Al frente del grupo parlamentario, Osorio Chong recibió ayer al diputado Rubén Moreira en el Senado.
El ex Gobernador coahuilense acudió a explicar la polémica iniciativa que presentó su correligionaria Yolanda de la Torre para ampliar la permanencia del Ejército en las calles.
Moreira dijo que respetaba a los senadores que habían manifestado su intención de votar en contra de esa iniciativa.
El coordinador de los diputados sostuvo que su partido está haciendo lo correcto al proponer que se extienda hasta 2028 la permanencia del Ejército en tareas de seguridad pública y en promover que ese cambio constitucional ocurra este año, porque en los próximos dos habrá elecciones locales y federales.
«¿Y por qué esos cuatro años? Porque vemos que no va a haber posibilidad de arreglar este problema en los dos que siguen. ¿Y por qué se hace ahorita y no después? Pues porque el año que entra hay elecciones y el que sigue también, y se vence en medio de las elecciones. Oye, ¿es prudente o no es prudente? Lo que nosotros decimos es: el PRI lo vota aquí en Diputados como desee, y nuestros aliados como ellos lo quieran y no rompamos nada», señaló.
El priista insistió en que la prórroga no sería parte de la moratoria constitucional, porque ésta incluye sólo aquellas iniciativas que afecten al país.
Aseguró que la sociedad quiere al Ejército en tareas de seguridad, por lo menos hasta que existan mínimos de construcción de paz, los cuales pasan por las gubernaturas.
«En los estados donde hubo problemas de seguridad, nosotros estamos ciertos que sin el Ejército no se logra la paz, primero. Segundo, que no se puede regresar a los cuarteles si no hay mínimos de construcción de paz.
«Tercero, que esos mínimos también pasan por las gubernaturas de los estados y los municipios, es decir, que parte fundamental de encontrar la paz está en los gobiernos de los estados», afirmó.