Antonio Martínez
Agencia Reforma

MONTERREY, NL.-Durante la contingencia sanitaria por el Covid-19, la Dirección de Salud Mental del Estado y la UANL han recibido cada 20 minutos, en promedio, una llamada para pedir ayuda psicológica.
Desde el 23 de marzo, cuando inició la denominada Jornada de Sana Distancia federal y Salud habilitó una línea telefónica para dar este servicio, la dependencia estatal ha recibido 2 mil 227 peticiones para recibir apoyo psicológico.
Éstas se suman a las 4 mil 200 registradas en ese mismo periodo en la Facultad de Psicología de la UANL, donde también se ofrece este tipo de apoyo, para sumar 6 mil 427 en ese lapso.
Considerando que hasta el viernes iban 89 días de registros, significa que fueron 72 peticiones diarias, lo que equivale a tres por hora.
Francisco Mora, creador de una red de atención psicológica para personal de salud, afirmó que hubo un incremento en la demanda de solicitudes de apoyo por parte de la población en general.
En los ciudadanos, señaló, aumentaron los niveles de depresión, lo que se tradujo en apatía en las actividades rutinarias y un notable cansancio crónico.
“La depresión normalmente se genera a través de una pérdida que es significativa”, explicó.
“Si iba al gimnasio, ya no puedo ir al gimnasio. Si salía a caminar, ya no puedo salir a caminar”.
Consideró que la falta de sensación productiva, derivada de la pérdida de empleo, también generó casos de depresión.
Entre el personal de salud, agregó, el estrés y la fatiga fueron los principales problemas de salud mental en el inicio de la emergencia sanitaria.
La línea habilitada por el Gobierno estatal para atender a personas que necesiten ayuda psicológica es el 8183-454-326.

¡Participa con tu opinión!