Antonio Baranda y Benito Jiménez
Agencia Reforma

CIUDAD DE MÉXICO.-El Presidente Andrés Manuel López Obrador pidió ayer a priistas «rebelarse» y sostener la iniciativa de reforma eléctrica que presentó el diputado Marco Antonio Mendoza y que retoma propuestas del Ejecutivo.
«Que se rebelen y que se pongan del lado del pueblo para que sean auténticos representantes populares. Hay tiempo y ojalá si ya presentaron esa iniciativa la sostengan, que debatan más al interior de sus fracciones, incluso otros partidos», expresó en la conferencia matutina en Palacio Nacional.
Mendoza presentó el jueves una iniciativa que coincide con la del Ejecutivo en puntos como cancelar las concesiones para explotación de litio y establecer que la transición energética y el Sistema Eléctrico Nacional estarían a cargo de la CFE, lo que generó la molestia de las bancadas del PAN y el PRD, lo que motivó que fuera retirada.
«Va a ser una vergüenza que se pongan del lado de las empresas extranjeras», indicó ayer López Obrador.
«Tienen la oportunidad de defender el interés público, está de por medio la economía popular, si no se aprueba esa reforma pues van a seguir medrando las empresas particulares, sobre todo extranjeras».
El Presidente pidió a los priistas recordar que el General Lázaro Cárdenas creó la Comisión Federal de Electricidad (CFE) y Adolfo López Mateos nacionalizó la industria eléctrica en 1960.
Urgió a los legisladores del tricolor a votar de acuerdo a sus convicciones y en absoluta libertad, y no permitir ser «cooptados» por las cúpulas del partido.
«Ojalá y los dirigentes los dejen en libertad a los representantes populares, a los legisladores, y que cada quien vote de acuerdo a sus convicciones, a lo que le dicte su consciencia, en absoluta libertad, que no sea un asunto cupular», señaló.

¡Participa con tu opinión!