Afectaciones importantes genera también el COVID-19 en los pacientes a nivel de la salud bucal, entre las que destacan la disminución, alteración o ausencia del sentido del gusto en cuanto a las comidas o bebidas y en que se perciban sabores diferentes. Así lo dio a conocer la Secretaría de Protocolos del Colegio de Médicos Cirujanos Dentistas de Aguascalientes, Ana Italia Marín Bosque.
La especialista detalló que ello se debe a que hay una enzima llamada Angiotensina 2, a la cual se une el coronavirus para poder entrar en las células de una persona. Explicó que dichas enzimas se encuentran en la piel de la lengua, aunque también se hallan en las glándulas salivales, lo cual le facilita al COVID-19 su invasión.
Adicionalmente, comentó que también se han llegado a reportar otras lesiones en la boca tales como inflamaciones, aunque hay pocos datos debido a que este tipo de manifestaciones son poco frecuentes, además de que fueron evaluados por dentistas para detectar estas lesiones. Sin embargo, dijo que se realizan estudios e investigaciones tomando fotografías para compartir imágenes de hallazgos hechos por dentistas, sin que hasta la fecha se sepa si tales lesiones ocurren sólo al principio, durante o al final de la enfermedad.
QUE NO SE CONFUNDAN. Marín Bosque indicó que algunos dentistas investigadores han estudiado dichos síntomas ya que su aparición puede confundirse con el herpes, a pesar de que su presencia puede estar asociada con el COVID-19. Estableció que los síntomas orales pudieran ser la primera señal de la infección, aunque algunos doctores han reportado a pacientes que presentan úlceras en el dorso de la lengua y también inflamaciones dolorosas en las papilas de la lengua, seguidas de manchas rojizas que evolucionan a úlceras.
Sin embargo, luego de 10 días de presentarse estos signos, comienzan a desaparecer sin dejar cicatriz, pero en ese momento el coronavirus ya se instaló en otras partes del cuerpo del paciente.

“Seguimos investigando las lesiones a nivel de la boca, aunque lo recomendable es que ante cualquier síntoma el paciente de inmediato acuda con el dentista y el especialista para su valoración…” Ana Italia Marín, CMCDA.