Asegura la Coordinación de Protección Civil Municipal que las lluvias fuertes ya pasaron para Aguascalientes; sin embargo, continuarán las precipitaciones hasta el mes de noviembre.
Eduardo Muñoz de León, titular de Protección Civil Municipal, dio a conocer que ya pasó la temporada de semáforo rojo en materia de lluvia; “ya estamos saliendo, los meses fuertes de precipitaciones fueron julio y agosto, por lo general en Aguascalientes tenemos dos lluvias fuertes en el año y ya las tuvimos”, comentó.
Sin embargo, sostuvo que la capital seguirá experimentando lluvias ligeras y moderadas; además, pidió a la ciudadanía desazolvar su red de drenaje interna debido a que la mayoría de las viviendas que están presentando inundaciones tienen tapado su drenaje.
“Les recomiendo que tiren el papel higiénico por el excusado, pero nada más, deben tener cuidado con no arrojar cabello a los drenajes, ya que esto ocasiona que se tapen”, aconsejó.
Respecto a si este año llovió lo esperado, el funcionario comentó que se esperaban más de 100 milímetros para los meses de julio y agosto y se logró la meta.
Además, señaló que durante la temporada se han incrementado los accidentes automovilísticos debido a que los conductores no logran entender que no es lo mismo conducir en piso seco que mojado; “se mezcla el agua con el combustible de los vehículos y esto nos genera que el piso sea más resbaloso, les pedimos que manejen con mayor precaución”.
Muñoz de León dijo que con la presencia de lluvia, los percances viales por alcance se incrementan hasta en un 40%; la razón principal es el deslizamiento de la unidad con el pavimento mojado; para evitarlo recomendó a los conductores dejar un margen de metro y medio entre vehículo para que puedan reaccionar ante cualquier situación.