Una pareja de jóvenes originaria de los Estados Unidos, que estaban de vacaciones en Aguascalientes, murieron al sufrir una intoxicación por una fuga de gas LP.
La tragedia se registró el martes aproximadamente a las 11:20 de la mañana, en un domicilio ubicado en la calle Paseo del Codo, en el fraccionamiento Santa Imelda.
Las personas fallecidas fueron identificadas como Julián Leonel, de 21 años y Mireya Araceli, de 20 años, ambos originarios de la ciudad de Santa María, en el condado de Santa Bárbara, California, Estados Unidos.
Un reporte a los servicios de emergencia indicaba que en una vivienda ubicada en la calle Paseo del Codo y casi esquina con la calle Cerrada del Circo Oriente, en el fraccionamiento Santa Imelda, justo a espaldas del Colegio Steiner, se encontraban dos personas inconscientes.
De inmediato acudieron policías preventivos del Destacamento “Insurgentes”, además de policías estatales y una ambulancia del ISSEA.
Al hacer su arribo encontraron a un hombre y a una mujer en una de las habitaciones aledañas al baño inconscientes. Al momento que los paramédicos se dispusieron a valorar a Julián Leonel y Mireya Araceli, confirmaron que a habían muerto aparentemente intoxicados.
Fue la señora Cecilia, de 42 años y mamá de Mireya Araceli, quien comentó que por la mañana salió de ese domicilio junto con su esposo para ir a comprar el desayuno, mientras que sus hijos seguían durmiendo, entre ellos Mireya Araceli y el novio de ésta de nombre Julián Leonel.
Es el caso que al regresar las 11:20 horas e ingresar a la vivienda, encontró a la pareja inconsciente, además de que había un fuerte olor a gas, por lo que de inmediato se dirigió al colegio Steiner para solicitar ayuda, siendo una maestra la que dio aviso a los servicios de emergencia.
Tras confirmarse la muerte de la joven pareja, acudieron al lugar de los hechos los agentes del Grupo Homicidios de la PDI, el personal de la Dirección de Investigación Pericial y el agente del Ministerio Público de Hospitales de la FGE.
Se estableció que la muerte de los jóvenes fue provocada por una fuga en uno de los tanques de gas que se encontraban en el cuarto de servicio y que una ventana que da al mismo y comunica con la habitación donde se encontraban las víctimas, estaba abierta.